jueves, 29 de mayo de 2008

Un par de mentirosos

Ha empezado el merecido calvario judicial de Losantos y nada de aquellas grandes declaraciones sobre el golpe de Estado y la inminente revelación de un segundo GAL. La argumentación ya es conocida: sólo comentaba informaciones de El Mundo sobre el 11-M, como si ese diario ultrasensacionalista hubiera informado de algo. El más mentiroso es Pedro Jota y por eso su diario está bajando de continuo en ventas. Por cierto, ¿por dónde anda Fernando Múgica el de los ‘agujeros negros’ y las chorradas esotéricas?
Pedro Jota y Losantos se están mostrando como un par de mentirosos, a los que queda la libertad de expresión como coartada para la injuria y la calumnia, y la estricta mala educación.
Cuando se ha convertido el insulto en un estilo se termina utilizando contra todos, ahora contra Acebes, Zaplana y Esperanza.
Se percibe en Losantos una pérdida completa del sentido de la realidad, uno de los efectos de la corrupción moral cuando se ha devenido en sectario. Ha quedado atrapado en su mentira. Sigue creyéndose que defiende a las víctimas cuando, en realidad, ha sido el defensor de los terroristas islamistas, de los autores de la masacre.
Esta caída en el esperpento afecta, sin duda, a Coronel de Palma y a Rouco Varela.
La cadena excatólica es la cadena del esperpento.
Sea cual sea el veredicto de la justicia, el hecho de que no se haya cedido al terror verbal es un éxito. Losantos está fuera de juego. Es un juguete roto por sí mismo. Pero el principal culpable moral de la mentira masiva de la fabulación de la conspiranoia es Pedro Jota y su inmundo estilo de periodismo.

2 comentarios:

José Luis dijo...

No estoy en absoluto de acuerdo con la contundencia con la que de Diego apostilla hasta masacrar a Losantos

filomeno2006 dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.